Entretención

Amor del bueno

El emotivo relato de Paulina Urrutia sobre la cuarentena con Augusto Góngora

Me gusta esta nota

La actriz lleva seis semanas de encierro con el periodista, con quien sostiene una relación amorosa desde 1997. La ex figura de TVN tiene Alzheimer, por lo que la intérprete se ha transformado en alguien clave en su día a día.

En conversación con el diario “Las últimas noticias”, Paulina Urrutia contó su emocionante relato de la cuarentena que lleva con su pareja. “No tengo delegados en ninguna de las tareas que significan acompañar al Augusto. Hay que trabajar el ingenio, la paciencia, el amor, la aceptación y el cariño”, afirma la figura de teleseries como “Fuera de Control” y “Tentación”.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida por LUN (@lungram) el

Paulina afirmó que el panorama es complejo porque el periodista depende completamente de ella. “La exigencia se ha triplicado. En este caso, la persona depende exclusivamente de ti para todo. Para levantarse, para comer, para beber agua, para todo. Obviamente estoy más estresada y más demandada que antes. Pero yo siempre veo el lado positivo. La vida es así. No sirvo para sufrir”, destacó.

La destacada actriz ha decidido fijar rutinas con Augusto para que lo mantengan ocupado: bailan diferentes ritmos cada día, hacen videollamadas con amigos e integrantes de su familia, salen a pasear por el condominio y ven la serie “La rosa de Guadalupe”.

Aunque le busca el lado bueno a todo, Paulina Urrutia igualmente acepta que ha tenido momentos difícil en esta cuarentena. “Este fin de semana estaba sobrepasada. Se me juntó mucho trabajo, estuvo con mi universidad (trabaja en la Universidad de Talca) poniendo notas, además estratégicamente hay que manejar el momento de crisis (…) La casa se llena de tierra, hay que hacer el aseo. En un momento verdaderamente uno quiere morirse nomás, de puro sobrepasada”, reveló.

Sin embargo, la actriz confesó cómo saca fuerzas de flaqueza. “A la vez también aparece el lado maravilloso. Por ejemplo, el otro día yo hice un arroz asqueroso, pésimo. Pero nos comimos el arroz hasta el final. Y cada vez que yo le daba una cucharada de arroz con vienesas a Augusto, porque eso le di, él decía: ‘qué rico’. Entonces te das cuenta de tantas cosas, que la vida es así, llena de dificultades, pero también de lo otro, de lo bonito”, se sinceró.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida por LUN (@lungram) el

A modo de conclusión, quien ganara popularidad en todo Chile por roles como el de Sarita Mellafe expresó que “la verdad me siento feliz al lado de este hombre. Y las cosas que se ven horribles, que son terribles, al final son bellas a su lado”.

Hay que recordar que Paulina Urrutia estuvo hace un tiempo en el matinal "Bienvenidos", donde habló sobre su experiencia enfrentando el alzheimer de su pareja de tantos años.