Cultura en el 13

Tiempos de Barrio

Loreto Aravena jugó pool en clásico salón de Independencia

Me gusta esta nota

En un nuevo capítulo, Loreto Aravena visitó un salón de mesas de pool, un negocio familiar que lleva casi 60 años instalado en la comuna.

Entre negocios de telas, herramientas, restaurantes de comida chilena y mesas de pool. Así recibe la comuna de Independencia a la conductora del programa Tiempos de Barrio, Loreto Aravena. En este nuevo capítulo, se sumergirá en un mundo de negocios familiares, heredados por padres e hijos que siguen remarcando la esencia del barrio, algunos proyectando hacia el futuro y otros, viéndose obligados a cerrar una etapa.

Esa es la realidad del  “Salón de Pool Independencia”, de  Andrés Cabezas. Con su familia llegaron en mayo de 1963, hace 57 años, a instalarse en este local. Cuenta que al inicio  empezaron el negocio con un taca-taca prestado, y que algunos juegos derivados del tradicional pool fueron inventados por su padre, como la mesa de poolina -misma mesa de pool pero más chica y de madera.

El dueño del local habla de lo transformado que está el barrio, realidad en la que admite, dice haber afectado. “Antes era un barrio de adultos y después nosotros llegamos metiendo bulla”, menciona Cabeza, en relación al tipo de negocio que dirige hace décadas.

Tiempos de barrio

Mientras conversaban sobre lo que significa mantener este tipo de locales, Loreto Aravena jugó pool junto al dueño, quien dejó en evidencia su talento y destreza en la mesa. Entre tizas y pelotas, la conductora le preguntó acerca de la pandemia y la pérdida de clientes.

Sin embargo, Andrés Cabezas detalló que el local, pese a estar vacío hace seis meses, “ya murió”. Destacó que si no fuera porque ellos mismos atienden y son dueños de las instalaciones, sería imposible mantener un negocio como este. Es más, contó que hace cuatro años aproximadamente, su local familiar se encuentra a la venta. “El negocio murió ya”, admite. 

Loreto Aravena le preguntó el motivo de aquella decisión. “La tecnología se está comiendo todo. Está toda la gente y la juventud en otra onda, (...). Siento que cumplimos una etapa”, respondió Andrés. “Vamos a echar de menos el local. Hay que pensar que ha pasado medio siglo, (...). En la vida uno tiene que ir cumpliendo ciclos”.

 

Revive aquí este momento de Tiempos de Barrio.

 
Descubre la nueva Señal 13 Cultura