13C estrena serie para mostrar la realidad de cuatro parasurfistas chilenos

Me gusta esta nota

Después de meses sin surfear, Isari (23), Noemí (22), Pablo (30) y Elías (31), se reunieron en Pichilemu para retomar su pasión. Pero luego de “casi morir” subiendo una calle empinada, con una espontánea carcajada se dieron cuenta de que sus aventuras eran dignas de ser documentadas.

Lo que surgió como una idea “loca”, se transformó en realidad. Bajo el nombre de “Desadaptados”, estos cuatro jóvenes protagonizarán el nuevo programa de 13C que se estrenará el domingo 16 de enero a las 22:00 horas.

Esta serie documental apoyada desde sus inicios por las oficinas de Sernatur de las regiones de Valparaiso y O'Higgins, demostrando el compromiso que tiene el país con el turismo más accesible,  trata sobre un grupo de amigos parasurfistas que inician una aventura en busca de mejores olas, con el objetivo de poner a prueba los desafíos personales de cada uno. Durante el viaje, conocerán nuevos lugares y emergerá la urgente necesidad de re-pensar la ciudad de forma accesible y universal. 

La producción fue grabada en las regiones de Valparaíso (Concón, Valparaíso, Viña del Mar, Limache y Pichicuy) y Libertador General Bernardo O’Higgins (Pichilemu, Bucalemu, Cahuil y Pañul), lo que implicó mucha coordinación, tanto para los permisos en universidades y trabajos, como por las condiciones del mar para que los jóvenes pudieran practicar su deporte. Pero a pesar de las dificultades, Pablo Zamora, productor del programa, lo describe como una “experiencia hermosa”.

Zamora explica que “Desadaptados” busca romper la figura infantilizadora de los jóvenes con discapacidad, demostrando que pueden pasarla bien, disfrutar, exigir, arriesgarse y viajar por Chile disfrutando de sus hermosas localidades.

“Queremos demostrar que un turismo accesible no depende solo de los fondos y la norma, sino de la voluntad de garantizar un respeto hacia las personas con discapacidad. Si con la serie logramos que una hostal, restaurante, escuela de surf o cualquier espacio de turismo nacional cambie sus prácticas hacia la inclusión, todo habrá tenido sentido”, comentó Pablo.

Para Elías Valencia, ingeniero civil industrial y uno de los protagonistas de la serie, este espacio televisivo es una gran vitrina para que más instituciones públicas, empresas y otras entidades conozcan y apoyen el surf adaptado y parasurf.

En esa misma línea, añade que son las primeras personas con discapacidad en Chile en embarcarse en un proyecto de este tipo, y poder llevarlo a cabo significa aprender, poder vivir más del surf y abrir espacios o motivar a más chicos para que practiquen este deporte.

Noemí Álvarez, estudiante de administración hotelera y gastronomía, también protagonista de la producción, se refirió a la experiencia de participar en este espacio, e indicó que les ha ayudado a darse cuenta de todo el potencial que tienen para hacer y lograr distintos sueños.

“Un ejemplo de eso fue que partimos con la sencilla idea de que podíamos grabar algo, y luego de eso, esta serie se hizo realidad", señaló Noemí. 

Sus protagonistas

Los cuatro amigos tienen claro que la unión hace la fuerza y que juntos podían generar un proyecto audiovisual que mostrara parte de su vida, esfuerzo y pasión por el surf. Este deporte les ha demostrado que no hay límites, siendo gran parte de ellos acreedores de importantes premios internacionales a raíz de su constancia y persistencia en el surf.

Aquí te contamos un poco más sobre los protagonistas de “Desadaptados”.

Isari

Tiene 23 años y es oriunda de Valparaíso. Es bibliotecóloga y practica surf desde hace tres años. Ha participado en un mundial de surf adaptado y entre sus logros se destacan ser tercer lugar mundial y segundo lugar latinoamericano en esta disciplina.

Sus hobbies son ver anime, series y leer (ella misma se define como una “ñoña”). También juega quad-rugby en un club de Viña del Mar. De todos, es quien tiene la personalidad más introvertida, más observadora y con la mirada más crítica del grupo. Suele tener respuesta a todo, menos a saber por qué le gusta el surf ¡Encontrarle el sentido a este deporte es su gran desafío! 

Noemí

Tiene 22 años y es oriunda de Limache. Es estudiante de Administración Hotelera y Gastronómica y practica surf desde hace ocho años. Ha participado en cinco mundiales de surf adaptado en San Diego, California, obteniendo tres medallas de plata en la categoría Knee.

Su principal hobbie es hacer deporte. Además del surf, también juega basquetbol y le encanta salir a andar en bicicleta. Es el personaje que contagia de alegría al resto. Siempre con una sonrisa por delante. Sin embargo, esa actitud positiva dista totalmente de la Noemí que ve con inseguridad su desempeño y capacidades en el surf, aún cuando sus logros y la visión de sus compañeros la definen claramente como una gran deportista.

Pablo

Tiene 30 años y es oriundo de Antofagasta, aunque hace años está radicado en Viña del Mar. Es educador diferencial y entró al mundo del surf hace diez años al crear la fundación Adapta Chile (deportes extremos adaptados). Fue team manager de la selección Chilena de surf adaptado durante cuatro años, en los que se obtuvieron tres medallas mundiales por equipo. Sus hobbies son bucear, practicar stand up paddle y hacer fotografías submarinas.

Es el asistente deportivo (lanzador) de Isari. Tiende a querer tener el control de todas las cosas y situaciones por miedo a consecuencias negativas.

Elías

Tiene 31 años y es oriundo de Hijuelas. Es Ingeniero y practica surf desde hace nueve años (2012-2021). Ha participado en cinco mundiales de surf adaptado y entre sus logros destacan un cuarto lugar el 2016 y un reciente quinto lugar en el Mundial de California.

 Es el más serio del grupo y es quien siempre pone una cuota de cordura. Es quizá el más apasionado por el surf, deporte en el cual se evidencia que quiere aprender y mejorar con cada entrada al agua. aunque en su práctica también convive con el fantasma de una fuerte lesión que sufrió hace algunos años y que teme volver a repetir. Su desafío en esta aventura será buscar la seguridad necesaria para volver a enfrentarse a las olas con la misma pasión con la que se inició en este deporte.